19 mayo 2009

La fibromialgia y la fatiga crónica continúan infradiagnosticadas

Muchos afectados por estas patologías, muy relacionadas entre sí, no lo sabe.


Han sido tratadas como neurasténicas, histéricas o perezosas, pero cada vez son menos los médicos que ponen en duda que el cansancio absoluto y cotidiano, el dolor o la desmemoria súbita que relata un creciente número de pacientes sean la consecuencia de dos síndromes descritos y aceptados por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y que en muchas ocasiones van unidos: la fibromialgia y la fatiga crónica.

Se calcula que la fibromialgia afecta a más de 37.000 personas en Aragón, la mayor parte mujeres. Apenas un pequeño porcentaje de los afectados está diagnosticado, aunque desde la Asociación Aragonesa de Fibromialgia y Fatiga Crónica (Asafa), que celebró el día mundial de la enfermedad la pasada semana, aseguran que la situación ha mejorado en los últimos años. "El Gobierno de Aragón ha publicado un protocolo de actuación y en la universidad ya se imparte como una enfermedad", asegura la vicepresidenta de esta asociación Irene San José, que quiere concienciar a la población sobre los graves problemas que sufren los afectados. "Ahora lo que vemos es que hay médicos que no se la diagnostican a nadie y otros que se la diagnostican a todo aquel que tiene un dolor crónico", añade.

El síndrome de fatiga crónica (SFC) causa, como signos comunes y durante más de seis meses seguidos, un cansancio intenso desde la mañana, torpeza mental, pérdida de memoria, depresión, dolor muscular e imposibilidad de descansar durante el sueño. Y la fibromialgia provoca dolor constante en 18 puntos del cuello, espalda, brazos y piernas, un malestar que empeora cuando se aprieta esos puntos aplicando una fuerza de cuarto kilos de peso.

PATOLOGÍAS ASOCIADAS A esos malestares más frecuentes, se suman, en muchos casos, fiebre e infecciones recurrentes, mareos, cefalea, colon irritable, intolerancia a mantenerse en pie y nódulos linfáticos inflamados. La mayoría de especialistas coinciden en que estos dos síndromes suponen un fallo generalizado del sistema inmunológico, las defensas del organismo, aunque discrepan al definir sus causas. Lo que sí parece comprobado es que los afectados padecen un fallo en los sistemas de control del dolor y sufren sin que el dolor sea el aviso de algo.

"Uno de nuestros principales problemas es que no tenemos un método diagnóstico objetivable, como una analítica o algo similar. Ahora hay una prueba de imagen en la que se puede comprobar cómo el enfermo tiene zonas de dolor constante, pero no se puede generalizar", explica.

2 comentarios:

sonia sin gluten dijo...

Hola amiga(!)

Tengo un par de amigas con fobro, con tu permiso les he dado esta direccion.
Tambien lo voy a colgar en el foro de celiacos, me consta que en este colectivo tambien hay personas aectadas de la fibro.
Si se te ocurre algo mas que pueda hacer, para difundir, no dudes en escribirme, neesitamos que la sociedad reconozca estas "enfermedades desconocidas".
un beso
sonia

Tashano dijo...

Hola Sonia, gracias por tu comentario, los afectados de fibromialgia y Síndrome de Fatiga Crónica ,no en su totalidad suelen tener intolerancia al gluten. y si que es cierto que debemos luchar mucho por que se empiece a reconocer todas estas enfermedades raras o ocultas, y a respetar a los afectados.

si ves mi blog hay un banner que dice yo respeto a los enfermos de Fm y SFC,
si quieres puedes ponerlo en tu blog, te lo agradecería muchisimo.

Un beso